Una mujer aparece muerta y con un bebé a punto de llegar, algo que a Batman no le gusta ni un poquito.

    Su primer sospechoso es Killer Crock por aquello de la mandíbula, los mordiscos…

    Os podéis imaginar la consecución de motivaciones y hechos, pero éste le manda directo hacia el hermano de la víctima

    El problema viene cuando se da cuenta que ha acusado al hombre equivocado y ha mandado contra él a la policía, la mafia y un par de asesino nuevos de la ciudad de Gotham.

    La única forma de arreglar el lío en el que él mismo ha metido a este tipo, es resolver el caso, averiguar quién lo ha hecho y apresarlo antes de que todo se pierda en una orgía de tiros y sangre.

    Brian Azzarello hace en seis números todo un ejercicio completo de reestructuración de la forma de contar las historias del hombre murciélago.

    Quizá sea una de sus mejores obras en una serie abierta de superhéroes, puesto que no se prodiga y no parece que le gusten demasiado.

    Junto a él está su mano derecha y mejor compañero de juegos, Eduardo Risso, que para esta ocasión ha creado una mezcla de dibujo entre Frank Miller y David Mazzichelli que le sienta muy bien a la  historia.

    Un tomo diez extraído de la serie regular de hace unos cuantos años que merece mucho el formato en el que lo han publicado.

http://www.planetadeagostinicomics.com/Vistas/detalle_comic.aspx?Seccion=catalogo&CPadre=&Tipo=Atra&Cat=&id=24644

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s